Todos los empleos de Rosario y sus alrededores

usuario

Solamente Postulantes
Usuario (e-mail):
Contraseña:
 

Liderazgo

Aprendiendo a acotar el rumor!

12-08-2005

Marcelo Krynski

El fenómeno de la comunicación no depende de lo que se entrega sino de lo que le pasa al que lo recibe.
Humberto Maturana

El rumor es uno de los fenómenos de la comunicación que avalan lo dicho por Maturana: depende decisivamente del que escucha.

El Coaching Ontológico como práctica de consultoría empresarial, desafía y va acotando progresivamente los rumores dado lo nocivos e intoxicantes que resultan a la hora de pretender genuina cohesión interna en las compañías.

Como hemos señalado en el gestional de marzo del 2001, la palabra “Coaching” significa “Entrenamiento” y “Ontología el Lenguaje” es el estudio del Ser Humano desde la comprensión que es el lenguaje lo que nos distingue como humanos.

Desde este enfoque le proponemos algunas preguntas para mirar y acotar el fenómeno del rumor en las organizaciones:

La primera y muy obvia: ¿qué es un rumor? Un rumor es una historia que cuenta una persona a otra que se valida en el crédito que esta última le confiere.

Por tanto (y esta es una cuestión clave) en un rumor como en cualquier historia, desde el coaching ontológico podemos distinguir afirmaciones y opiniones.

Un rumor podría ser algo como lo que sigue: “cómo promovieron a Juan como Gerente, le aumentarán el sueldo”

La afirmación es que hubo una promoción (se puede comprobar).
La opinión es que le van a aumentar el sueldo (no necesariamente ocurre).

Las afirmaciones son observaciones consensuadas por la comunidad sobre los cuales una persona dentro de esa comunidad puede proveer evidencia.

Un ejemplo de esto es: La empresa FIAT fabrica automóviles. La evidencia es que hay una planta en la Provincia de Córdoba que se puede visitar, etc.

Las afirmaciones pueden ser verdaderas o falsas en función de nuestra capacidad para proveer evidencias. “La empresa FIAT fabrica automóviles” es una afirmación verdadera.

Las opiniones no son afirmaciones aunque en el lenguaje de todos los días se le parezcan. Siguiendo con el ejemplo:
“La empresa FIAT fabrica los mejores automóviles de Argentina”.

Esta es una opinión que hace alguien. Algunos pueden acordar y otros no tanto.

Las opiniones no son verdaderas ni falsas sino que pueden ser válidas o inválidas. Esto depende de la autoridad que tenga el que opina. No es lo mismo que lo diga una encuesta de una consultora renombrada a que lo haga una persona cualquiera.

Esto no es menor en las organizaciones pues los rumores adquieren poder en la medida que damos autoridad a aquellos que los cuentan.

Una de las mayores fuentes de malestar e inefectividad organizacional ocurre cuando confundimos afirmaciones con opiniones.

Sobre las afirmaciones podemos proveer evidencia y “hacer pie”. En todo caso si no podemos proveer evidencia será una afirmación falsa. Punto.

¡Nunca nos peleamos por las afirmaciones sino por las opiniones que tenemos de ellas!!!

Lo más intrincado de la situación es que muchas veces, las personas equipos y organizaciones “nos quedamos presos” de nuestras opiniones creyendo que estamos haciendo afirmaciones. ¡¡Con los rumores nos ocurre lo mismo!!!!

Las siguientes preguntas le facilitarán acotar el poder de algunos rumores:
1. ¿Quien lo dijo? ¿dónde empezó el rumor? Esto posibilita buscar responsables y/o en el mejor de los casos aclarar malos entendidos.
2. ¿Qué intereses tiene el que lo dice? ¿qué le importa al que habla cuando comparte el rumor? Cuando las personas detectan que no tiene sentido para ellos darle curso al rumor, comienzan a no darle crédito y lo desarticulan.
3. ¿Qué intereses tiene el que escucha?. Muchas veces hacemos comentarios “que dejan picando ambigüedades” que alguien puede difundir rapidamente como rumor a partir de sus propios juicios personales.
4. ¿Qué afirmaciones podemos distinguir en el rumor? ¿Qué cosas sobre las que podemos proveer evidencia han ocurrido?. El detectar las afirmaciones nos posibilita chequear las evidencias y no confundir opiniones con afirmaciones pues las opiniones hablan más del que opina que de la cuestión sobre la que se está opinando.

De este modo le estamos proponiendo que sea Ud. protagonista de uno de los cambios más fabulosos a realizar en las compañías hoy día: ACOTAR EL RUMOR.

Confiamos en que sabrá apreciar la importancia de hacerlo YA. ¡Este el momento!

Copyright 2002 Marcelo Krynski

Síntesis curricular

Lic. en Administración de Empresa
Coach Ontológico (The Newfield Group USA ),
Profesor de grado de UBA, UN Lujan, Universidad de Belgrano y el
postgrado en IDEA en el master de Administración y en la especialización en
RRHH.
Asesor de organizaciones como Telecom, Argentina, Glaxo Smith Kline,
Discount Bank Latin America, Renault Argentina, Ecogas, Energía San Juan.
Edet.S.A, entre otras.
Director de Crear Contextos Consultora con sede en Argentina, Chile, Costa Rica y Perú.

Podés enviarle al autor tus consultas o comentarios referidos a este artículo escribiéndole a: columnistas@laboralrosario.com 

Otros Articulos en esta Categoria

 


Términos y Condiciones
- Política de Privacidad - Script ejecutado en 0.003 seg - Desarrollado por 3TristesTigres.com
Copyright laboralrosario.com 2006. Marca Registrada.